El Fracking

El “fracking”, como se la menciona vulgarmente, no es otra cosa que una técnica muy conocida y utilizada en la industria de los hidrocarburos llamada “estimulación hidráulica”.

 

Sus orígenes se remontan a los años 40 del siglo pasado. Entonces, para mejorar la permeabilidad de los pozos de hidrocarburos convencionales, se ideó una técnica útil para generar microfisuras en la formación; es decir, para abrir nuevos caminos capaces de facilitar la extracción de petróleo y de gas.

 

 

La técnica se basaba en inyectar un líquido con suficiente presión para generar dichas microfisuras. Una vez abiertas, sin embargo, las microfisuras debían ser apuntaladas para que no volvieran a cerrarse. De ahí la utilización de pequeños granos de arena, dato que, además, es toda una referencia sobre el tamaño (las microfisuras son tan anchas como un grano de arena).

El fracking consiste, entonces, en inyectar un fluido a presión –compuesto por agua en un 95 %- y arena para apuntalar las microfisuras generadas.

Aquí no se "pulveriza" la roca ni se fractura con explosivos, como es frecuente leer por medios poco informados. Sólo se utiliza presión, a través de un medio que es el fluido de fractura.

La técnica resultó realmente exitosa. Tanto, que a fines de los años 40 comenzó a utilizarse regularmente en los Estados Unidos.

El fracking llegó a la Argentina unos años más tarde: en septiembre de 1959 se realizó la primera fractura hidráulica en un pozo de YPF ubicado en Sierra Barrosa, provincia de Neuquén. Desde entonces, el fracking alcanzó tanta importancia en nuestro país que hoy –y desde hace décadas- buena parte de los hidrocarburos que dan nuestros yacimientos convencionales se obtienen con ayuda de esta técnica.

Hace unos 40 años, en Estados Unidos, algunos técnicos de la industria comenzaron a pensar en cómo explotar los cuantiosos recursos de gas y petróleo alojados en formaciones de esquistos y lutitas (también llamadas genéricamente “shale”). Estos recursos, conocidos y muy abundantes (la formación Vaca Muerta se conoce desde 1923), jamás habían podido ser explotados debido a la escasa o nula permeabilidad de la roca.

Una idea fue aplicar el fracking a las formaciones shale, para generar permeabilidad suficiente para extraer los hidrocarburos. Y tras muchos años de experimentación y de perfeccionamiento de la técnica, a mediados de los 90, las formaciones shale comenzaron a explotarse comercialmente. Los recursos, dijimos, eran cuantiosos y abundantes. La llave para extraerlos era - es - el fracking.

 

Esquema del Fracking
Esquema del Fracking

 

El impacto que tuvo el hecho de aplicar el fracking a formaciones shale en Estados Unidos fue formidable. No sólo el país está hoy cerca de autoabastecerse en cuanto a energía, sino que comenzará en breve a exportar gas, y espera convertirse en primer productor mundial de petróleo durante la próxima década. Pero, además, la extracción de hidrocarburos de las formaciones shale se ha convertido en motor de la recuperación económica de los Estados Unidos, debido a la importante cadena de valor (industria y servicios) implicada.

En la Argentina, que posee recursos tan importantes como los de Estados Unidos, el fracking ya se está aplicando a formaciones shale con resultados prometedores.

Es importante tener en cuenta que se trata de una técnica segura, probada y conocida que, como toda actividad humana, no está exenta de riesgos, aunque todos ellos perfectamente manejables.

Una aclaración extra: muchas veces, los técnicos de la industria de los hidrocarburos suelen referirse a las formaciones shale como "roca generadora" o "roca madre". Sin embargo, este término puede dar lugar a confusiones dado que el público no especializado en ocasiones cree que se trata de la roca basal del planeta o algo similar. Nada más lejano de la realidad. La "roca madre" es, apenas, la "madre" de los hidrocarburos, porque allí se generaron el gas y el petróleo. Puede tener un espesor de unas pocas decenas a unas pocas centenas de metros. Pero por debajo de ella, la corteza terrestre se continúa en kilómetros de roca.

Algunas otras cuestiones que hacen a la aplicación del fracking generan lógica inquietud en la comunidad. Es por eso que en este sitio encontrará información y respuestas a inquietudes que abarcan temas como el uso del agua, el uso de químicos, la protección de los acuíferos y la probabilidad de sismicidad inducida.

Puede consultar las respuestas a las preguntas más frecuentes, haciendo click aquí

Si no encuestra la respuesta a su inquietud, puede consultar al Experto en shale, haciendo click aquí.